La eurodiputada del PSOE Mónica Silvana visita la sede madrileña de la ONCE

  • Boletín: Nº 70. ABRIL 2021

    Temática: Encuentros ONCE Mónica Silvana y Luis Natalio Royo durante la reunión

    Coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, la eurodiputada del PSOE Mónica Silvana se reunió, el pasado 8 de marzo, con el delegado territorial de la ONCE en Madrid, Luis Natalio Royo.

    Silvana visitó el edificio y conoció los servicios que la ONCE presta a sus afiliados. Fue entonces cuando la europarlamentaria socialista se atrevió, con antifaz y bastón blanco, a vivir en primera persona lo que se siente al comenzar una rehabilitación a causa de una pérdida de visión. Tras la experiencia, explicó que nunca había tenido la oportunidad de ponerse en la piel de alguien con una discapacidad visual, y describió la "sensación de inestabilidad” que vivió durante el recorrido.

    Acompañada por Cristina Barreto, directora de la Oficina Técnica de Asuntos Europeos de la ONCE y consejera territorial del Madrid, Royo trasladó a Silvana la preocupación constante de la ONCE sobre el juego ilegal en España y la necesidad de crear un plan universal de accesibilidad a todos los niveles. Para Barreto “es muy importante que los Eurodiputados bajen a nivel de la región para ver los problemas que hay y, a través de la Oficina Europea, poder establecer sinergias”, afirmó. En la visita también participaron la presidenta del Consejo Territorial, Teresa Rodríguez Peco, y la jefa del Departamento de Servicios Sociales para Afiliados, Fátima Peinado.

    Según Mónica Silvana este tipo de visitas deberían ser “de obligado cumplimiento para todo cargo público” ya que, en su opinión es importante que desde las instituciones se sea consciente de la labor que realizan entidades como la ONCE y, para ello, es necesario ponerse en la piel de las personas ciegas o con sordoceguera.

    Finalmente, reiteró que lo que toca ahora es influir para que los programas europeos que funcionan se sigan financiando y trabajar para crear nuevas propuestas que permitan llegar, cada vez, a más personas.

    Mónica Silvana en la sala de movilidad acompañada por una técnica de rehabilitación