La maqueta de la Puerta de Alcalá puede 'verse' en la Casa de la Moneda

  • Boletín: Nº 63. SEPTIEMBRE 2020

    Temática: Te interesa Maqueta de la Puerta de Alcalá

    La maqueta de la Puerta de Alcalá propiedad del Museo Tiflológico de la ONCE puede 'verse' en la Casa de la Moneda, dentro de la exposición ‘Roberto Michel, escultor del rey’, hasta el 29 de noviembre de 2020; en horario de martes a viernes, de 10:00 a 17:30 h.; sábado y domingo de 10:00 a 14:15 h. (lunes, cerrado); y con entrada gratuita.

    La Puerta de Alcalá que presta el Museo Tiflológico es una maqueta realizada en metacrilato y pintada para dar una textura de piedra, reproduce los diferentes elementos constructivos y ornamentales empleados.

    La base está decorada con dos tapices que aluden a los jardines que la circundan. De estilo Neoclásico, concebida con un carácter monumental, a la manera de los arcos de triunfo romanos, tuvo también una función utilitaria; ambas reflejadas en el programa iconográfico representado y en su trazado general.

    La parte utilitaria está compuesta de cinco entradas, las tres centrales de igual altura rematadas con arcos de medio punto y dos a cada lado de menor tamaño y adinteladas, es decir con techumbres planas. El segundo bloque tiene un carácter emblemático y representativo, alberga las inscripciones honoríficas y los elementos simbólicos de mayor relevancia, como el escudo monumental que remata la cara Este y los dos conjuntos de armaduras que lo hacen en la cara Oeste.

    Roberto Michel fue uno de los más importantes artífices del panorama artístico español del siglo XVIII. Trabajó principalmente en la decoración de los Reales Sitios desde su llegada a Madrid, reinando Felipe V. Con Fernando VI, su sucesor en el Trono, ocupó el cargo de Escultor de Cámara del Rey, y ya con Carlos III, el de Primer Escultor de Cámara de la Real Persona llegando, además, a dirigir la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.

    Nació en 1720 en la localidad francesa de Le Puy, se trasladó a Madrid el 30 de octubre de 1740. Gran parte de la actividad artística de Roberto Michel como Escultor del Rey, se centra en el embellecimiento de los Palacios Reales, principalmente el de Madrid.

    Realizó para el lado oeste de la Puerta de Alcalá, el que mira a La Cibeles, seis trofeos militares, los capiteles de los pilares y columnas, dos cornucopias y tres cabezas de león, figura esta última que también esculpe para una de las sobrepuertas del Palacio Real de Madrid y en la Puerta de San Vicente.

    Su obra también puede disfrutarse en el palacio de El Pardo o en la Real Colegiata de La Granja de San Ildefonso (Segovia). Muere Roberto Michel en Madrid el día 31 de enero de 1786.