FOAL refuerza la atención a personas ciegas de América Latina ante el COVID19

  • Boletín: Nº 60. MAYO 2020

    Temática: Solidaridad Una niña ciega de América Latina en la escuela

    La Fundación ONCE para la solidaridad con las personas ciegas de América Latina (FOAL) ha decidido reforzar y poner en marcha planes específicos para garantizar y ajustar la atención que presta a las personas con discapacidad visual grave de los 19 países latinoamericanos en los que trabaja, ante el avance del COVID19 en la zona.

    En este sentido la oficina técnica de FOAL sigue con su actividad diaria para analizar y atender a las personas ciegas dentro de aquellas áreas en las trabaja: inclusión educativa, inserción laboral, fortalecimiento institucional, rehabilitación, accesibilidad y cultura y deporte.

    Para ello la Fundación dispondrá de un fondo de emergencia económico de hasta 30.000 euros cuyo objetivo es paliar necesidades que estén relacionadas con las actividades fundacionales, o aquellas otras necesidades  básicas que puedan surgir.

    Además, en colaboración con los distintos socios y organizaciones de personas ciegas de América Latina, se identificarán las necesidades asistenciales y, a través de entidades de ayuda humanitaria, asumirá tareas como la adquisición de víveres y traslado hasta los domicilios, especialmente de aquellas personas adultas mayores con ceguera, las que viven en lugares alejados o personas con sordoceguera.

    Dado que las personas ciegas afectadas pueden requerir la atención de psicólogos, trabajadores sociales e instructores de tiflotecnología y braille, se contará con la ayuda de profesionales en estos campos que están vinculados laboralmente o no a organizaciones de personas ciegas.

    Asimismo se pondrá a disposición de estudiantes ciegos y trabajadores recursos didácticos para la autoformación a través de la web de FOAL en temas como el trabajo en equipo o el coaching.

    Y como novedad la ONCE abrirá toda su oferta cultural y de ocio a personas ciegas de estos países: acceso a la fonoteca; la videoteca AUDESC, con películas y documentales audiodescritos; títulos bibliográficos en formatos accesibles a través de la Biblioteca Digital; las últimas novedades en “apps” para IOS y Android; o breves sesiones informativas/ formativas sobre temas de interés como el braille y la tiflotecnología.

    Finalmente, ante la situación que vive cada país, FOAL ha decidido suspender varios de sus programas en ejecución, mientras que las solicitudes de convocatorias de ayudas se traspasan al segundo semestre de 2020.