La ONCE anima a participar en el Concurso Europeo de Redacción sobre el Braille 2020

  • Boletín: Nº 60. MAYO 2020

    Temática: Servicios y actividades Una niña utilizando una línea braille con el ordenador

    La ONCE mantiene abierta la nueva edición del Concurso Europeo de Redacción sobre el Braille 2020, que cada año convoca la Unión Europea de Ciegos, en nombre de Onkyo Co. Ltd. y Braille Mainichi, con el fin de promover el uso del braille como herramienta imprescindible de acceso a la información e inclusión social de los ciudadanos con discapacidad visual residentes en Europa.

    El Concurso consta de dos fases, una nacional y otra internacional. En la primera de ellas pueden participar todos los usuarios de braille de cualquier edad, incluyendo las personas videntes, excepto los ganadores del primer premio de las tres ediciones anteriores y los escritores profesionales. Los trabajos pueden ser presentados en castellano o inglés.

    Para la redacción, se contempla una amplia y variada temática siempre que se destaque la relevancia del braille: el papel del braille en la promoción de la participación de las personas con discapacidad visual en la vida política, económica, cultural, educativa, social y familiar; el braille en la era de la tecnología; el uso del braille en todas las edades; Braille y voto; la vida con el braille: alentamos a los maestros, transcriptores, aquellos que usan braille de alguna manera o que les gustaría usarlo, a escribir sobre el papel del braille; descripción objetiva de la innovación potencial, productos e ideas para promover el braille en toda Europa; historias divertidas sobre el braille; el futuro del braille; ventajas y desventajas del braille en comparación con el uso de sintetizadores de voz y libros y documentos grabados; el braille y la música; el braille y el acceso al turismo; jugando con el braille o el lenguaje secreto del braille...

    Los trabajos pueden estar escritos en braille, impresos en tinta o en formato digital. Se anima a los participantes a ser creativos y utilizar formatos distintos, como una carta, un poema o una entrevista, etc. No pueden tener menos de 600 palabras ni más de 1.000.

    Los trabajos deben ser remitidos, no más tarde del 18 de mayo de 2020, a la siguiente dirección: Concurso Europeo de Redacción sobre el Braille. ONCE. Dirección de Educación, Empleo y Braille. Calle del Prado, 24; 28014 Madrid o a la dirección de correo electrónico unibraille@once.es

    Los seleccionados se traducirán al inglés, si fuera necesario, y se enviarán, en formato electrónico, al comité de selección europeo, el 30 de junio de 2020.

    Fase Internacional

    El jurado de la Unión Europea de Ciegos seleccionará los trabajos ganadores el 7 de septiembre de 2020 y, posteriormente, la Unión Europea de Ciegos lo comunicará a las organizaciones nacionales.

    Los premios serán los siguientes: Premio Otsuki (primer premio): 2.000 dólares americanos; Premios “Trabajo Excelente”: Categoría júnior (hasta 25 años): 1.000 dólares americanos y Categoría sénior (mayores de 25 años): 1.000 dólares americanos; Premios “Muy Buen Trabajo”: Categoría júnior (hasta 25 años): 2 premios por un importe de 500 dólares americanos cada uno y Categoría sénior (mayores de 25 años): 2 premios por un importe de 500 dólares americanos cada uno.

    Ángeles Lafuente de Frutos, ganadora en 2019

    Ángeles Lafuente de Frutos, profesora de 2º ciclo de ESO y FP, adscrita en la actualidad al Departamento de Atención Educativa de la Dirección de Educación, Empleo y Braille de la Dirección General, obtuvo uno de los premios del Concurso europeo de redacción sobre el braille 2019. En concreto, el trabajo “En primero de braille”, escrito por Lafuente, fue seleccionado, entre participantes de 11 países, dentro de la categoría sénior ‘Muy Buen Trabajo’, dotado con 500 dólares americanos.

    Para la autora ha sido “una experiencia muy ilusionante”. Tal y como Lafuente  explica “quería ponerme en la piel de una niña de 5 años que está aprendiendo a leer y a escribir en braille, iniciando su alfabetización, y la ilusión y la emoción que le produce también el que sus compañeros de clase quieran conocer el braille y utilizar sus materiales en relieve, los cuentos, las actividades en el ordenador, en la Tablet... Porque esta niña, claro, está escolarizada en un centro ordinario, siguiendo el currículo oficial, como más del 99% del alumnado con discapacidad visual”. (Entrevista a Ángeles Lafuente en el Boletín de Noticias ONCE Comunidad de Madrid)