‘La Luciérnaga’ vuelve a los escenarios con la obra “El lago de las gaviotas”

  • Boletín: Nº 86. OCTUBRE 2022

    Temática: Servicios y actividades Un momento de la representación de "El lago de las gaviotas"

    El grupo de teatro ‘La Luciérnaga’, promocionado por la ONCE Comunidad de Madrid, ha vuelto a los escenarios con el montaje “El lago de las gaviotas”, basada en la obra original de Chéjov “La Gaviota”, bajo la dirección de Agustín Sasián.

    El gran estreno tuvo lugar el pasado 24 de septiembre, ante más de 300 personas que casi llenaban el aforo del Auditorio de la ONCE situado en el Paseo de la Habana, 208, de Madrid.

    Collage con el momento de la presentación y la fila de espectadores a la entradaEsta nueva propuesta del grupo madrileño, “El Lago de las Gaviotas” está repleta de deseo en diferentes y contrariadas formas: amor, crueldad, compasión, fama... Durante un verano colmado de desencuentros, diez personajes persiguen su pasión mientras el curso de la vida pone su toque de humor. En esta obra, el día a día y los pequeños momentos son el gran acontecimiento.

    En su puesta en escena, cada uno de eso personajes está interpretado por un actor o actriz de la compañía, todos con ceguera o discapacidad visual grave: Lola Robles (Arkadina, actriz y madre de Treplev), Miguel Escabias (Treplev, Kostia; joven escritor), Esther Higueras (Sorin, hermano de Arkadina), Carmen Lafuente (Nina, joven de familia adinerada), Mariano González (Shamrayev, administrador de Sorin), Susi Cortizo (su  mujer), Pilar Ara (su hija), Jordi Sabaté (Trigorin, Boris; escritor famoso), Pipu Lozano (Dorn, médico) y José Gozalo (Medvedenko, maestro).

    ‘La Luciérnaga’, cerca de 40 años sobre los escenarios

    ‘La Luciérnaga’, perteneciente a la Asociación Cultural de Personas con Discapacidad Visual de la Comunidad de Madrid, es uno de los grupos de teatro apoyados por la ONCE que en 2013 recibieron el Premio Max de Teatro Aficionado, en reconocimiento a su contribución al fomento del teatro amateur, la creación de nuevos públicos y la promoción de las Artes Escénicas durante más de 25 años.

    El grupo nació en 1984, en la sede de la Delegación de la ONCE en Madrid, como un taller teatral compuesto en su mayoría por personas con ceguera o con deficiencia visual grave. En 1989 es reconocida como Agrupación Artística.

    En su primera época ‘La Luciérnaga’ llevó a escena algunas obras de alto nivel como “El zoo de cristal”, de Tennessee William; “Los buenos días perdidos”, de Antonio Gala; o “El concierto de San Ovidio”, de Antonio Buero Vallejo. Tras un cambio de dirección en la agrupación, representan otras grandes obras como “La ópera de los tres peniques”, de Bertolt Brecht (1998); “No estoy peor”, inspirado en Samuel Beckett (2000); “Proceso por la muerte de un burro”, de Friedich Dürrenmatt (2001), y “Mylodón”, de Ignacio Calvache (2003). En 2004, el grupo vuelve a cambiar de director y con él experimenta un nuevo impulso interpretativo trabajando textos de teatro clásico. Fruto de ello han sido las representaciones de una adaptación del “Miles Gloriosus”, de Plauto (2005), o la de “La mujer domada”, de Shakespeare (2007).

    Después de esta etapa clásica, en 2009 ‘La Luciérnaga’ comienza otra nueva en manos del experto director teatral Víctor Duplá, con el que estrenaron la obra “Nuestro Pueblo”, adaptación de su autor original Thornton Wilder, y han montado “Obras Cortas de Chejov”, con la que obtuvieron tres premios en la IV Muestra de Teatro Aficionado de Haro 2012.

    A lo largo de 2016, el grupo estuvo rodando por escenarios de diferentes puntos de España con su obra ‘¡Quién va! Destino Hamlet’, de Sergio Peris Mencheta, en donde cabe destacar su participación en el Festival Internacional de Teatro Amateur de Girona FITAG 2016, y en el Certamen “San Blas a escena” en Madrid, en el dos de sus integrantes obtuvieron sendos reconocimientos al mejor actor de reparto y mejor actriz de reparto.

    Durante 2017, el montaje elegido por el grupo para rodar por diferentes escenarios de toda España fue “Caricias”, una adaptación de la obra de Sergi Belbel, ya bajo la dirección de Agustín Sasián, actor y director teatral con un amplio recorrido tanto en los escenarios como en el mundo televisivo. Entre 2018 y 2019, la compañía ha estado representado “La vida secreta de mamá”, de la autora extremeña Concha Rodríguez, con la que ha obtenido algunos premios en certámenes de teatro amateur.

    Tras ello, y sorteando el parón provocado por la pandemia, el grupo ha estado rodando por las tablas con el montaje “Diablos, brujas y granujas”, una propuesta en la que se entremezclaban en una misma puesta en escena sendas adaptaciones de las obras “El diablo Cojuelo”, de Luis Vélez de Guevara; “Los sueños”, de Francisco de Quevedo; y “Rinconete y cortadillo”, de Miguel de Cervantes, realizadas por Agustín González, ex integrante de la compañía.

    Collage con varios momentos de la representación