La ONCE muestra su modelo de cooperación internacional con las personas ciegas

  • Boletín: Nº 1. ENERO 2015

    Temática: Encuentros ONCE Leonor Pérez, Andrés Ramos y María Íniguez durante la presentación de Solidarios con el mundo

    La ONCE ha culminado en Madrid la campaña de presentación sobre su cooperación internacional para la mejora de la calidad de vida de las personas ciegas de todo el mundo, en un acto organizado por el Consejo Territorial de la ONCE y la Dirección de Relaciones Internacionales, que se celebró en la sede del Instituto Cervantes de la capital, el pasado 10 de diciembre.

    Bajo el título ‘Solidarios con el mundo’, la ONCE detalló la labor de la Fundación ONCE para la Solidaridad con Personas Ciegas de América Latina (FOAL), que lleva más de 15 años trabajando en 19 países para prestar diferentes tipos de apoyo: en materia de educación, mediante la dotación de materiales, programas de acción educativa, preparación de profesorado y diseño de centros de referencia; y en formación y empleo, con cursos, talleres y prácticas.
    En la presentación participaron el presidente de la Unión Latinoamericana de Ciegos (ULAC), Volmir Raimondi, y su vicepresidente, Julio César Canizales; la voluntaria de FOAL María Josefa Vaquero; el vicepresidente del Consejo General de la ONCE y presidente de FOAL, Andrés Ramos; la directora de Relaciones Internacionales, María Íniguez; y la presidenta del Consejo Territorial, Leonor Pérez.

    Por la educación y el empleo

    La ONCE impulsa la educación mediante la dotación de materiales, programas de acción educativa, preparación de profesorado y diseño de centros de referencia  (ya funcionan 10 centros en Costa Rica, Chile, Ecuador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá, Paraguay, República Dominicana y Perú), que permiten que en los últimos cuatro años se hayan beneficiado 121.684 escolares ciegos.

    En preparación para el empleo, en cuatro años se ha llegado a 52.133 personas, de las que muchas han logrado un trabajo y han pasado de ser ocultadas en sus casas, apartadas y casi olvidadas, a convertirse en el centro de la familia y, en muchas ocasiones, su único sustento.  Sirva como ejemplo que en Guatemala, un país pequeño, 800 personas con discapacidad visual encontraron empleo en un año con el programa Ágora impulsado por la ONCE.

    El presidente de ULAC durante la presentación de Solidarios con el MundoLa directora de Relaciones Internacionales de la ONCE, María Íniguez, explicó, además, otros casos de cooperación internacional como son las iniciativas solidarias que se extienden a puntos de Europa que han resultado afectados por conflictos bélicos, como la zona de los Balcanes –donde un equipo de impresión en Braille y la formación de profesionales generan un centro de recursos educativos-, o por África, como en los campamentos saharauis, único lugar de ese continente donde todos los niños ciegos están escolarizados gracias a proyectos educativos de la ONCE. Y se trabaja en iniciativas culturales en Marruecos o de empleo e inclusión, en la nueva etapa política que vive Túnez, en colaboración con Alemania.

    A nivel global, la ONCE ha colaborado activamente con Naciones Unidas para la puesta en marcha de la Convención en favor de los derechos de las personas con discapacidad (una mujer ciega española es vicepresidenta de esta convención), así como con el Gobierno español, para que luego fuera refrendada por nuestro país.