Nuevo servicio de tren Alvia Madrid-Cartagena accesible para personas con discapacidad

  • Boletín: Nº 42. OCTUBRE 2018

    Temática: CERMI y Tercer Sector Un tren híbrido circula por las vías

    Renfe ha puesto en funcionamiento un nuevo servicio de tren Alvia desde Madrid hasta Murcia/Cartagena, que como reclamó el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), es accesible para personas con movilidad reducida.

    Según informó la entidad pública empresarial al CERMI, se sustituye un servicio Altaria de ida y vuelta por un servicio Alvia de ida y vuelta de lunes a viernes que utiliza la línea de alta velocidad entre Madrid-Puerta de Atocha y Albacete, con el objetivo de disponer de un tren a primera hora desde Murcia y con vuelta por la tarde. Durante el fin de semana se mantiene el actual servicio Altaria.

    En materia de accesibilidad, el nuevo servicio cuenta con dos plazas para personas con movilidad reducida y aseo adaptado. Ambas plazas están ubicadas en Clase Preferente pero el precio a aplicar es el de Clase Turista.

    Asimismo, según Renfe, las estaciones de la línea que cuentan con servicio Atendo de manera permanente son Madrid – Puerta de Atocha; Albacete-Los Llanos; Murcia, y Cartagena. En cambio, Balsicas-Mar Menor cuenta con este servicio de manera puntual, mientras que Torre Pacheco no dispone de este apoyo para personas con discapacidad.

    El CERMI agradece a Renfe que haya atendido esta petición planteada por el sector social de la discapacidad en materia de accesibilidad universal. En opinión de la entidad, pese a que todavía queda muchísimo por mejorar en materia de accesibilidad en materia de transportes, todo avance es una buena noticia.

    En todo caso, el CERMI recuerda que en el Estado español, cuando no se garantiza la accesibilidad universal de una línea de transporte, en este caso ferroviario, se está vulnerando la Convención Internacional de los Derechos de las Personas con Discapacidad, así como el plazo legal que España se dio en 2003 para que todos los bienes, entornos y servicios de interés fueran accesibles. Dicho plazo finalizó el 4 de diciembre de 2017.